Chequia perdió miles de trabajadores extranjeros por la pandemia

Las agencias de recursos humanos viven una especie de ‘boom’ de búsqueda de trabajadores extranjeros para las empresas checas. Miles de empleados salieron del país por la pandemia y el sector empresarial necesita que regresen.

La pandemia del coronavirus provocó que más de 300 000 trabajadores extranjeros abandonaran el país el año pasado. Muchas empresas checas han puesto sus ojos en las agencias de recursos humanos y de reclutamiento de trabajadores para volver a reactivar la producción obstaculizada por la pandemia del coronavirus.

Foto: skeeze,  Pixabay,  CC0

La situación actual ha obligado a las agencias a realizar las entrevistas de trabajo en línea con resultados bastante buenos, según indican. Tomáš Řehák, de la agencia ManpowerGroup, dijo a la Radio Checa que los empresarios están urgidos de mano de obra.

“Muchas empresas han optado por reforzar su producción aquí en la República Checa y han cerrado sus filiales en países como México y otros. Esto ha llevado a incrementar las jornadas de trabajo de dos a tres diarias por lo que aumenta la demanda de personal y los empresarios buscan cada vez más nuestros servicios“.

Foto ilustrativa: Václav Plecháček,  Archivo de ČRo | Foto: Václav Plecháček,  Český rozhlas

Encontrar personal para las empresas checas no es tan fácil como muchos habían imaginado. La pandemia de COVID ha obligado al Estado a aplicar una serie de medidas de protección sanitaria que complican los procedimientos para el ingreso de los trabajadores extranjeros al país, al tiempo que muchos prefieren quedarse en casa, indicó Řehák.

“En términos generales, hemos notado que muchas personas dentro de la Unión Europea han perdido el interés por trabajar en otro país. En la mayoría de los casos se debe a que les resulta más rentable quedarse en casa recibiendo los beneficios que les otorga el Estado por la pandemia“.

Los empresarios checos tratan de reanudar el interés de la mano de obra de países como Grecia o Hungría, pero además de lo ventajoso que resulta para muchos quedarse en su país recibiendo subsidios estatales, otros declaran que Chequia es un país de riesgo, según indicó a la Radio Checa Vlastimil Václavík de la compañía Grafton.

Foto ilustrativa: Rendy Novantino,  Unsplash,  CC0

“En el proceso de búsqueda de empleados topamos con la opinión de que la República Checa es un país de alto riesgo, con problemas de seguridad sanitaria. En la mayoría de los casos así lo consideran trabajadores de países miembros de la Unión Europea“.

El interés por trabajar en Chequia no ha declinado entre los trabajores de Serbia y Ucrania, pero en este caso las dificultades las ponen las intituciones checas que aplican procedimientos que requieren de mucho tiempo y los trabajadores pierden la motivación inicial.

El sector empresarial trata de llegar a un acuerdo con la autoridades nacionales para que faciliten el retorno y reclutamiento de miles de trabajadores de las más diversas profesiones, indispensables para la reactivación de la economía en momentos en que el Gobierno ha empezado un amplio proceso de suavización de restricciones contra la pandemia.

palabra clave:
audio