Dos caras del club checo Sparta Praga

r_2100x1400_radio_praha.png

El club de fútbol Sparta Praga pasa por una profunda crisis y todo indica que no logrará defender el título de campeón de la liga nacional. Nadie creía que Sparta perdería el partido con el equipo checo de Jablonec, cuyo resultado privó al club praguense del primer puesto en la liga nacional. Los hinchas de Sparta no fueron capaces de aceptar la derrota de su club y tras terminar el partido, atacaron con piedras y botellas al autobús que transportaba a los jugadores.

Sparta Praga, Foto: CTK
El capitán del Sparta, Jiri Novotný, afirmó que los hinchas les insultaron y les amenazaron diciendo que, en caso de que no mejoren los resultados, continuarán actuando del mismo modo. Varios días después del incidente, los gerentes de Sparta decidieron destituir al entrenador, Jaroslav Hrebik, argumentando que este cambio lo consideran como la última posibilidad de hacer mejorar los resultados del club. Con mucha atención fue seguido por lo tanto el siguiente enfrentamiento de Sparta con su eterno rival, el Slavia de Praga, que transcurrió ya con la asistencia del nuevo entrenador, Vítezslav Lavicka. No obstante, terminó con un empate a uno. El equipo estuvo decidido a convencer de había mejorado el viernes pasado durante el partido con Baník Ostrava, pero sufrió una nueva derrota de uno a cero. Este hecho demuestra, que el mal momento del Sparta no está resuelto.

Paegas Arena, Foto: CTK
Por una coincidencia en Ostrava, Moravia del Norte, se encontraba ese mismo día también el club de hockey sobre hielo Sparta Praga que, con su brillante actuación frente al equipo moravo, comprobó definitivamente su título de campeones de la extra liga nacional. Con este motivo, en la sala deportiva Paegas Arena, de Praga, se efectuaron el domingo festejos con asistencia de miles de hinchas. La atmósfera en la sala fue muy agitada.

El entrenador del equipo de hockey checo Sparta Praga, Václav Sýkora, afirmó sentirse muy satisfecho con la actuación de los jugadores

"Resulta difícil destacar a un jugador, sin embargo, quisiera mencionar al arquero Petr Bríza. Se trata de una persona extraordinaria que goza de una gran amistad y estima entre los jugadores, lo que influye de manera muy positiva sobre la atmósfera y que sabe apoyar al equipo en momentos difíciles. Pero, para no ser injusto, considero de excelentes a todos los jugadores que, en su unión, forman un equipo de primera clase." Václav Sýkora confía que, en caso de seguir por este camino, su equipo podría defender el título también el próximo año.