Conductores indisciplinados pagarán más por seguro obligatorio

Foto: CTK

Los conductores que cometan repetidamente graves infracciones a la ley de tránsito pagarán más por el seguro obligatorio de automóviles. Así lo acordó el Ministerio del Interior y la Asociación de las Casas de Seguro en su sesión del martes.

Ladislav Bartoníček e Ivan Langer (Foto: CTK)
El proyecto supone que las casas de seguro recibirán en el futuro información sobre los puntos penales de su cliente. En caso de que el conductor indisciplinado vuelva a cometer infracciones graves, saltando un semáforo en rojo o conduciendo bajo efectos de alcohol, la aseguradora tendrá el derecho de encarecer el seguro obligatorio de su automóvil.

Además, las casas de seguro podrían requerir el pago de los daños causados por el vehículo que cause repetidamente un accidente, ya que tendrá responsabilidad por los daños siempre el dueño del automóvil y no el conductor, según explica el jefe de la Asociación de las Casas de Seguro, Ladislav Bartoníček.

Foto: CTK
“Así queremos motivar a los dueños del vehículo a que presten su automóvil sólo a personas fiables”, resaltó Bartoníček.

Otra de las novedades presentadas por el Ministerio del Interior supone que la policía no asistirá a los accidentes en los que nadie resulte herido y cuyo daño material no supere 100 mil coronas, es decir, unos 4000 euros. Si los participantes del accidente llegan a un consenso sobre el culpable, rellenarán un formulario y el asunto será tramitado por el respectivo liquidador de seguros. La presencia de la policía en estos casos es inútil, subrayó el ministro del Interior, Ivan Langer.

Foto: CTK
“Un accidente de tráfico de este carácter es exclusivamente un suceso jurídico privado, al que no debe asistir la policía, que así tendrá las manos libres para investigar otros asuntos”, aseguró el ministro.

En caso de llamar a la policía a un accidente cuyo daño no supere la suma indicada, el culpable tendrá que pagar una multa por la presencia de los agentes.

A pesar de las críticas de numerosos expertos que consideran casi imposible calcular la suma del daño sin un examen especializado del vehículo, la Cámara de Diputados ha aprobado el proyecto en primera lectura. En caso de que sea ratificado por el Parlamento, entrará en vigor a partir del próximo año.