Una gorila muere por accidente en el Zoológico de Praga

La gorila llamada Tatu de seis años de edad murió este viernes en el Jardín Zoológico de Praga. Según su director, Miroslav Bobek, el macho se ahorcó por accidente cuando estaba jugando con una soga dentro del pabellón. Los cuidadores llegaron al sitio demasiado tarde para poder salvar al animal. Tatu nació en 2007 como tercera cría de gorila en la historia del Zoológico de Praga. Es hermano menor de la hembra Moja que vive actualmente en el Parque de Cabárceno en España. Según el director del jardín se trata de la tragedia más grande desde la muerte del macho Ponk, víctima de las inundaciones de 2002.