Se cierra por coronavirus la fábrica cristalera de Květná

La fábrica cristalera de Květná, situada al este de Moravia, suspenderá los trabajos en sus talleres este viernes por tiempo indefinido. A raíz de la pandemia del nuevo coronavirus y las restricciones en las fronteras, la empresa no puede transportar sus productos a almacenes en el exterior que también fueron cerrados. El 99% de la producción de Květná está destinado a la exportación.

Según el director de la fábrica, Marek Mikláš, a pesar de que siguen llegando encargos nuevos, no hay donde almacenar los productos hechos. La empresa de Květná exporta sobre todo a Austria, Alemania, España, Italia, países que están más afectados por el coronavirus que la República Checa.

Mikláš apuntó que sin una ayida del Estado Checo la empresa podría quebrar. De los 100 trabajadores en total, 30 tuvieron que ser despedidos para la fecha de este martes. Se trata de especialistas en decoración de cristales.