Resumen de la Prensa Checa

r_2100x1400_radio_praha.png

Por Vít Urban

Este lunes, a las 21 horas con nueve minutos, el Primer Ministro checo, Milos Zeman, puso en marcha la Central Electronuclear de Temelín - informa en su primer página el diario Lidové Noviny, prosiguiendo:

La queja contra la República Checa, presentada por Austria ante la Unión Europea, resultó inútil. El jefe del gabinete checo y el Ministro de Industria, Miroslav Grégr, iniciaron personalmente la activación del combustible nuclear en Temelín, mientras que el Presidente checo Václav Havel resaltó en la Radiodifusión Nacional:

"Ahora nos queda solamente confiar firmemente en que la planta de Temelín es absolutamente segura y que jamás se producirán averías."

El Primer Ministro lucía alegre, agradecía y bromeaba en mengua de los austríacos. A los periodistas de ese país les respondía con traquilidad, sin los insultos habituales que suele aplicar contra sus colegas checos.

La puesta en marcha de Temelín fue transmitida en vivo por la TV nacional que interrumpió su programación habitual - se constata en el editorial de Lidové Noviny. "Lo ocurrido se asemejó a los tiempos de la mayor gloria de los Secretarios Generales del Comité Central del Partido Comunista. En el espectáculo faltaron solamente las condecoraciones con el nombre del líder comunista Klement Gottwald."

Por su parte, el rotativo Právo constata que todos los gobiernos checos que manejaban el timón estatal desde la "Revolución de Terciopelo" en 1989, tuvieron que enfrentarse al problema de Temelín, promovido en 1979 por el gobierno comunista de la desaparecida Checoslovaquia. A veces solían poner en tela de juicio las ventajas del proyecto, y otras veces criticaban los costes de la construcción.

Petr Pithart, que todavía en la época de la Checoslovaquia federal presidió el gobierno checo, expresó en 1992 sus dudas y vacilaciones, a diferencia de sus sucesores, Václav Klaus y Milos Zeman, - resalta Právo.

¿En qué radica el problema de Temelín? Pregunta el rotativo Mladá Fronta Dnes, y responde que mientras los checos aseguran que la planta es absolutamente segura, Austria dice que no. En vez de entablar un diálogo mutuo entre los políticos y expertos, a través de las fronteras proliferan declaraciones grandilocuentes.

El tema del debate mutuo se convirtió en objeto de discrepancias o incluso rencores. Los políticos de ambos bandos no resistieron la tentación de pasar por alto lo más importante y orientarse a temas secundarios, constata el diario Mladá Fronta Dnes.

La programación de las compañías televisivas checas, tanto privadas como la TV pública, va en detrimento de la salud de sus televidentes - escribe el periódico Ceské Slovo. Como ejemplo de esto menciona la transmisión de algunas películas de alta calidad artística en avanzadas horas de la noche.

Este fue el caso de la transmisión de "Amarcord", del famoso cineasta italiano Federico Fellini. La TV NOVA comenzó a transmitir esta excelente película a la una de la madrugada. Teniendo en cuenta la larga duración de esta joya de la cinematografía italiana, los televidentes checos se tuvieron que acostar con el canto de gallo. ¿Por qué? Estas malas costumbres las registramos también otros canales que suelen aburrir primeramente con sus programas de entretenimiento, mientras que rara vez incluyen en su programación películas artísticas, y esto sólo después de someter al televidente a verdaderos sufrimientos.

Autor: Vít Urban
audio