Los checos entre las naciones más racistas de Europa

El populismo y el extremismo florecen en la República Checa. Según un estudio llevado a cabo por la Universidad de Harvard entre los años 2002 y 2015 en el que participaron unos 144.000 europeos, Chequia es uno de los países más racistas del Viejo Continente.

A pesar de que algunos especialistas sostienen que el análisis contó con un grupo de respondientes poco representativo, ya que se hizo en Internet y en inglés, otros advierten que eso significa que la realidad puede ser aún peor. El ascenso del extremismo se ha reflejado también en las estadísticas. En 2017 se efectuaron en Chequia 334 eventos extremistas, o sea, el número aumentó en 26 actos en comparación con el año 2016.