La violencia doméstica, un fenómeno en ascenso

La violencia doméstica es un fenómeno en ascenso en la República Checa. En los primeros siete meses del año fueron expulsadas de sus hogares 881 personas por comportamiento violento. La ONG Círculo Blanco de Seguridad indica que el 12% de los agresores son reincidentes. La violencia doméstica se ha percibido como un delito en la República Checa desde 2004 y el artículo de la ley que obliga a las personas violentas a abandonar sus casas fue aprobado en 2007.