Gobierno anuncia toque de queda nocturno a partir del miércoles y otras nuevas medidas

El Gobierno checo ha anunciado la introducción de un toque de queda nocturno a partir de este miércoles. Las personas deberán permanecer en casa entre las 21:00 y 04:59 horas.

Se aplicarán excepciones, por ejemplo, en el caso de viajes al trabajo. También será posible pasear al perro mientras que la persona no se aleje más de 500 metros de su domicilio.

El toque de queda nocturno inicia este miércoles y durará hasta el 3 de noviembre cuando concluye el declarado estado de emergencia. No obstante, el Gobierno ha indicado que probablemente solicitará a la Cámara de Diputados el martes que lo prolongue.

El ministro de Salud, Roman Prymula, anunció en rueda de prensa asimismo que las empresas, ya sea públicas o privadas, deben ordenar a sus empleados a que trabajen desde casa si es que es posible.

Se verán limitados también los horarios de apertura de los comercios. Los domingos permanecerán cerrados completamente, los demás días deberán cerrar a más tardar a las 20:00 horas.