Fin de semana negro en las carreteras checas

Nueve personas murieron este fin de semana en accidentes de tránsito en las carreteras checas. El sábado, tres jóvenes de unos 20 años de edad murieron en las cercanías de la ciudad de Tábor, después de que el vehículo en el que viajaban se saliera de la vía y chocara contra un árbol. Otras dos personas, un hombre de 35 años de edad y su hija de siete años murieron en la carretera cerca de Benešov, mientras que una joven de 20 años no sobrevivió el impacto de su vehículo contra un árbol y un camión atropelló a un hombre de 67 años en el que momento que cruzaba la vía.

Autor: Roman Casado