Fallece el soldado checo herido en verano en Afganistán

El soldado Adrian Werner, herido gravemente en verano en Afganistán, murió este domingo en el hospital de Olomouc, según informó el Estado Mayor del país. El suboficial, de 32 años, sufrió heridas graves en un ataque de los sublevados afganos contra la unidad checa. El militar emplazado en Afganistán como instructor de entrenamiento de las fuerzas de seguridad afganas se convierte en la quinta víctima checa de los combates de ese país.

Autor: Roman Casado