El último adiós al científico Antonín Holý

En el cementerio de Strašnice, en Praga, se efectuó este martes un acto para dar el último adiós al científico checo Antonín Holý, quien falleció el pasado 16 de julio a la edad de 75 años. Además de la familia y los colegas de trabajo de Holý, asistieron al acto representantes políticos y decenas de ciudadanos. Holý y su equipo contribuyeron marcadamente al desarrollo de fármacos antivirales y al descubrimiento de medicamentos que ayudan a combatir el SIDA y la hepatitis B. El químico checo, apreciado por su laboriosidad y humildad, es autor de unos sesenta patentes que marcaron el desarrollo de la ciencia y la medicina.

Autor: Roman Casado