El Presidente del Parlamento Europeo rechaza las declaraciones del primer ministro Babiš

Los eurodiputados que critican el posible conflicto de intereses del primer ministro Andrej Babiš no interfieren en los asuntos internos de la República Checa, según escribió en una carta a Babiš el presidente del Parlamento Europeo, David Sassoli.

Sassoli condenó asimismo las amenazas dirigidas a los miembros checos de la Comisión de Control Presupuestario, después de que Babiš los llamara traidores. De acuerdo con el presidente del Parlamento Europeo, los eurodiputados continuarán vigilando la manera en la que los estados miembros aprovechan los fondos comunitarios.

Según la resolución aprobada por el Parlamento Europeo a mediados de junio, Babiš pone en duda con su actitud el ejercicio independiente de su cargo en el Gobierno, ya que coparticipa en las decisiones sobre la distribución de las finanzas del presupuesto de la Unión Europea, al tiempo que está relacionado con la compañía Agrofert. Por su lado, el Gobierno checo sostiene que la resolución constituye una violación de la presunción de inocencia y que el Parlamento Europeo se está adelantando a los resultados de los procedimientos de auditoría en curso.