El número de hipotecas concedidas sigue bajando

En el mes de enero los bancos checos concedieron un 30 por ciento menos de hipotecas que en diciembre de 2009, según ha anunciado la compañía Fincentrum. La menor capacidad de los checos para pedir un préstamo se verá reflejada en los tipos de interés, de modo que pronto las hipotecas serán más baratas. El nuevo año rompe así la tendencia seguida en el segundo semestre de 2009, cuando el número de préstamos se incrementó considerablemente.