El ministro de Salud renunciará si se van la mitad de los médicos

El ministro de Salud checo, Leoš Heger, ha asegurado que si de los hospitales checos se van 7.000 de los 16.000 médicos que allí trabajan, presentará su dimisión. De todas formas, y tras su reunión este fin de semana con el Colegio Médico Checo, Heger espera que nunca se llegue a esta cifra. Los médicos checos se sienten menospreciados por la Administración Pública. Ya más de 4.000 han firmado el manifiesto 'Gracias, nos vamos' en el que se comprometen a irse a trabajar al extranjero si no mejoran sus condiciones laborales. El sueldo medio de un médico checo incluyendo guardias y horas extras es de unos 2.000 euros, el doble que el salario medio. Chequia dedica a la Sanidad un 7 por ciento del PIB, cuando el resto de países desarrollados invierte en este sector más del 10.