Costumbres populares navideñas

r_2100x1400_radio_praha.png
0:00
/
0:00

Sólo unos pocos días faltan para la Navidad, fiesta considerada por muchos como la más bonita del año. La Nochebuena está vinculada en este país con un sinnúmero de costumbres populares que se conservan hasta la actualidad y que se practican todavía en muchas familias. En esta lección de checo les daremos a conocer algunas de ellas, al igual que una variedad de nuevas palabras checas.

Después de cenar – “večeřet” y repartir los regalos – “rozdat dárky”, en los hogares checos se cantan villancicos – “zpívají se koledy” y los integrantes de la familia comparten el ambiente de paz, amor y tranquilidad.

Ese es el momento preciso – “správný moment” para deleitarse con la magia e intentar de levantar, aunque sea un poco, el telón que oculta nuestro futuro – “budoucnost”.

La costumbre popular más conocida y practicada es partir una manzana – “jablko” por cada miembro de la familia. Se supone que si la manzana tiene en el centro una estrella “hvězda” la persona estará sana – “zdravá” todo el año. En caso de que en el centro hay una cruz – “kříž” existe la posibilidad de que se enferme – “onemocní”.

Algo similar – “něco podobného” se puede practicar con nueces. Si la nuez – “ořech” está fresca y sana, lo estará también la persona que la abrió. Una nuez seca y negra simboliza enfermedad – “symbolizuje nemoc”.

En muchas familias checas también se hacen flotar cáscaras de nueces – “ořechové skořápky”. Cada miembro de la familia coloca en el centro de la cáscara de un nuez a una vela pequeña – “malá svíčka”. Después se dejan flotar – “nechají se plavat” en un recipiente con agua para ver quién será el que vivirá más tiempo.

Sobre todo las chicas solteras “svobodné dívky” suelen pararse de espalda – “zády” hacia la puerta de su casa y tirar hacia atrás una pantufla – “pantofel”. Si cae con la punta hacia fuera – “špičkou ven”, se supone que la chica se casará en el curso del año próximo. En caso contrario, permanecerá en casa – “zůstane doma”.

Si la joven desea saber el nombre de su novio, debe pelar una manzana de manera para que con la cáscara – “slupka” se forme una larga espiral – “spirála”. Después debe tirarla desde lejos al suelo. La espiral adquiere cierta forma de la que, con un poco de fantasía – “s trochou fantazie”, es posible adivinar la letra con la que empieza el nombre de su futuro esposo.

La paz, amor y bienestar simboliza en este país el muérdago – “jmelí”. Una rama de esta planta semiparásita, colgada por ejemplo sobre la puerta, no debería faltar en ningún hogar durante la Navidad. Cuantas más bayas – “bobule” tiene la rama, tanta más suerte nos deparará el año próximo.

El muérdago jugaba parte importante de los ritos paganos. Era símbolo de la vida – “život” y un talismán – “talisman” contra las fuerzas del mal. Se creía además que es capaz de contribuir al mantenimiento de buenas relaciones entre parejas.

Aquí damos por terminada esta lección de idioma checo. Les agradecemos la atención dispensada, estimados alumnos, y les deseamos que pasen una feliz Navidad, o sea, “přejeme vám šťastné prožití Vánoc”.