120 aniversario de Zizkov

r_2100x1400_radio_praha.png

En esta edición de Radioviajes visitaremos el barrio Zizkov, en Praga.

El tintineo de las campanillas de los tranvías históricos que recorrían el barrio de Praga 3, la música que desde lejos se dejaba escuchar procedente de conciertos al aire libre, fuegos artificiales multicolores y muchas otras actividades acompanaron esta semana los festejos en Praga del 120 aniversario de la elevación del poblado de Zizkov al rango de ciudad por el soberano de Bohemia, Francisco José I de Habsburgo.

Zizkov es un barrio muy pintoresco que a pesar de los cambios registrados con el correr de los años, ha logrado conservar algo de su ambiente y colorido de principios del siglo pasado. Como afirmara Vladimír Holzknecht, primer teniente de alcalde del barrio de Praga 3: "Desde tiempos remotos Zizkov tiene fama de ser un barrio de espíritu rebelde, y un poco de esa rebeldía se ha conservado en él hasta la actualidad, lo que lo hace más atractivo".

El barrio se extiende cerca del centro de Praga, en un terreno ondulado con una altura máxima de 260 metros sobre el nivel del mar, abundante en pendientes y colinas. Sus calles son estrechas y algunas muy abruptas, pero gracias a ello se abren de pronto ante el visitante hermosas vistas no sólo de las colinas del barrio, sino también del Castillo de Praga, situado al otro extremo de la ciudad.

Las antiguas casas locales documentan que en las postrimerías del siglo XIX, la mayoría de los vecinos de Zizkov eran personas de bajos recursos. No obstante, los edificios sin elevadores, con retretes y baños compartidos por varias familias, con escaleras y galerías interiores, en los que se vivía casi sin privacidad, así como los más de 180 bares y típicas cervecerías locales, siguen atrayendo a muchos cineastas y artistas en pos de inspiración....

En Zizkov tienen sus raíces o vivieron algún tiempo conocidos artistas checos del siglo XX. Existen testimonios por ejemplo, de que fue en las cervecerías de este barrio donde el escritor Jaroslav Hasek escribiera algunos de los capítulos del libro "Las aventuras del buen soldado Svejk", una sátira de la Primera Guerra Mundial con típico humor checo, que acentúa lo absurdo de cualquier guerra.

Su amor hacia Zizkov lo confesó en varios de sus poemas Jaroslav Seifert, Premio Nobel de Literatura, cuya infancia estuvo estrechamente vinculada con este barrio de Praga.

En el cementerio judío de Zizkov descansa Franz Kafka, escritor checo en lengua alemana. También Kafka, al describir en su obra "El proceso" uno de los suburbios de cierta ciudad, plasmó el aspecto del barrio de Zizkov que tan bien conocía, porque su padre había tenido una pequena fábrica en ese barrio.

Remontémonos ahora al pasado para conocer la historia del barrio Zizkov de Praga. El lugar donde se extiende el barrio había sido poblado ya en el siglo XIII. Un hito fue la decisión del rey de Bohemia, Carlos IV, en 1358, de plantar vinedos en un perímetro de tres millas de Praga.

A lo largo de los años los vinedos plantados en las afueras de Praga vivieron períodos de gloria y de decadencia en consonancia con los acontecimientos históricos del Reino de Bohemia, hasta que terminaron por desaparecer en el siglo 17.

En 1849 aquellos solares fueron anexados al barrio de Vinohrady, cuyo nombre se deriva de la vid que antaño se había cultivado allí. En 1875 el barrio de Vinohrady fue dividido en dos partes, conservando una de ellas su nombre original, mientras que la otra adquirió el nombre de Zizkov, relacionado con la famosa batalla en el monte local de Vítkov....

El 14 de Julio de 1420 los seguidores del reformador religioso Juan Hus, los llamados husitas, encabezados por el caudillo Jan Zizka, derrotaron en Vítkov a las tropas del emperador Segismundo, con lo que dieron muestras a Europa de la fuerza y valentía del movimiento de los husitas checos.

Volvamos al siglo XIX. El 15 de mayo de 1881 el emperador Francisco José de Habsburgo le concedió a Zizkov el estatuto jurídico de ciudad. Desde entonces Zizkov fue desarrollándose hasta llegar a convertirse en una de las ciudades más grandes de Bohemia.. ...

Pero el privilegio de ciudad independiente lo conservó Zizkov sólo 41 años. Cuatro años después de la constitución de la Checoslovaquia independiente en 1918, las ciudades aledañas a Praga fueron unificadas. Desde entonces, Zizkov es uno de los barrios de Praga.

Habíamos dicho que Zizkov es un barrio pintoresco en el que se mezcla la historia con el presente. A principios de los años 80 del siglo XX se procedió a la demolición de muchos de los viejos edificios del barrio y a la construcción de nuevas viviendas. Cuando ya parecía que lo más pintoresco y típico del barrio cedería a la fuerza demoledora de las grúas, los cambios democráticos operados en el país a fines de 1989 impidieron la continuación del fatal proyecto. Por el contrario, se decidió acometer la restauración de los edificios históricos y conservar el singular colorido del barrio. Al preguntarle a Vladimír Holzknecht, primer teniente de alcalde del barrio de Praga 3 si habían sido muchos los cambios registrados en Zizkov durante los últimos 120 años, afirmó:

"Seguro, muchos han sido los cambios, aunque siempre tratando de conservar el típico ambiente del lugar. En los últimos años se procedió a la restauración de varios edificios antiguos, con lo que muchas casas de principios del siglo XX recuperaron su aspecto original. Gracias a ello podemos disfrutar a principios del siglo 21, de un poco de ese inolvidable ambiente del antiguo Zizkov", puntualizó Vladimír Holzknecht.

En Zizkov encontramos hermosas iglesias, así como antiguos baños públicos que datan de 1903 y que en su época eran los mayores de Praga. En el barrio también está situado el más antiguo y extenso cementerio de Praga, fundado en 1680, a raíz de una epidemia de peste. Existen igualmente documentos que confirman que en Zizkov fue donde se efectuó en 1866 la última ejecución pública que tuvo lugar en Praga...

En uno de los parques locales se levanta hasta una altura de 216 metros la torre de televisión de Zizkov, el punto más alto de Praga. Desde sus terrazas cubiertas, o desde el restaurante situado en la parte central de la torre, se ofrecen hermosas vistas panorámicas de Praga. Al pie de la torre se encuentran los restos del antiguo cementerio judío que sirvió a la comunidad judía de Praga hasta fines del siglo XIX. El nuevo cementerio judío se encuentra en otra parte de Zizkov.

Y desde la altura de la colina Vítkov en Zizkov, vigila su barrio el legendario caudillo husita, Jan Zizka. Su estatua ecuestre es visible desde distintos puntos de Praga. La obra fue realizada en bronce en 1950, según el proyecto del escultor Bohumil Kafka. La escultura tiene más de ocho metros y medio de alto y pesa más de 10 toneladas.

Junto al legendario jefe del ejército husita concluimos nuestra visita al barrio praguense de Zizkov que esta semana festejó el 120 aniversario de su estatuto de ciudad real independiente.